Jacó vibró al son del Ensamble de la Universidad de West Chester

Por Karol Ramírez Chinchilla.

Una cimarrona marcaba el paso para el baile de coloridas mascaradas en el inicio en Jacó de una noche donde la música era la principal invitada: se cumplía el tercer concierto regional del V Festival Internacional de Ensambles de la UNED, con la presentación del Ensamble de Percusión de la Universidad de West Chester, en el Centro Cívico por la Paz.

Pronto, los seis miembros del grupo estadounidense se percataron que eran ellos los dedicados de esta particular apertura con enormes mascaradas y se unieron con las palmas a un público que, desde diferentes zonas de Garabito, se dio cita la noche del jueves en el recinto para conocer el talento de los músicos procedentes de Filadelfia, bajo la dirección de Chris Hanning.

Las mascaradas recorrieron todo el auditorio bailando con el público, asustando a su paso a quienes se acercaban curiosos a observarles y movieron sus brazos y piernas al ritmo de la Cimarrona del mismo Centro Cívico por la Paz.

Acto seguido, niñas del Ballet Epicentro Infantil sorprendieron al público con dos coreografías bajo los acordes de los temas “Cuan lejos puedo ir” y “Shape of you”, con la guía y el apoyo de su profesora Ulrike Gutiérrez. Sin duda, la energía y la alegría de las menores levantaron los aplausos y las ovaciones del auditorio.

Era el tiempo de la parte protocolaria y el señor José Gilberth Madrigal, vicealcalde de Garabito, dio unas breves palabras de bienvenida a los músicos y destacó la visita como una oportunidad importante para promover el intercambio cultural entre los pueblos, así como para estrechar los lazos de amistad con la Universidad Estatal a Distancia (UNED), organizadora de este festival.

En ese mismo orden, María Teresa Franco, representante de la Dirección de Extensión Universitaria de la UNED, agradeció la participación de la comunidad de Garabito y explicó que el festival se realiza cada dos años con el fin de promover el intercambio de saberes en la música con destacados grupos de otros países, llevando el arte a la zona metropolitana y a las regiones del país.

Enseguida, llegó el momento de que los músicos se colocaran frente a sus instrumentos y deleitaran durante poco más de una hora a un público receptivo, que aplaudió y vitoreó cada interpretación y que, incluso, desde sus lugares bailó al son del ritmo de las marimbas, del tambor y de otros instrumentos musicales.

Con el apoyo en la traducción por parte del funcionario Wagner Leiva, de la Dirección de Extensión, el afamado músico Chris Hanning rompió las barreras del idioma para agradecer a Costa Rica por el caluroso recibimiento que siempre le ha dado. Esta es la sexta ocasión, dijo, que visita el país abanderado por la música, cultivando su estrecha relación con Ensamble de Percusión Costa Rica-UNED, grupo residente de la UNED.

“Es la sexta vez que visito Costa Rica, un país hermoso. Agradezco su compañía esta noche”, dijo Hanning, quien posee un Doctorado en Música y se desempeña como profesor de la Cátedra de Percusión, de la Universidad de West Chester.

Cada una de las interpretaciones del grupo despertó la atención de los presentes, quienes con fuertes aplausos hicieron regresar a los músicos a sus posiciones en el escenario para complacer con una última pieza más, en el momento en que fue anunciado el cierre de la actividad.

Este viernes, el V Festival Internacional de Ensambles de Percusión cierra una semana de intensa actividad musical en el Paraninfo Daniel Oduber Quirós, en la sede central de la UNED en Mercedes de Montes de Oca, en Limón, Liberia y Jacó.

Para esta edición fueron convocados, además del Ensamble de Percusión de la Universidad de Westchester, el Cuarteto de Percusión Graduados, de la Universidad del Norte de Illinois, Chicago, y el Ensamble Taiko Project de Japón. El cierre juntará este viernes, a partir de las 4:00 p.m., a todos estos músicos más el grupo residente de la UNED, Ensamble de Percusión Costa Rica.

¡No se lo pierda!

{jcomments on}