Retos educativos en el contexto del 17 de mayo

Por Evelyn Gutiérrez Soto

Como parte de las jornadas de reflexión del Día Internacional y Nacional contra la Homofobia, Lesbofobia, Bifobia y Transfobia, la Universidad Estatal a Distancia (UNED), realizó el conversatorio Sistema educativo costarricense: experiencias y desafíos en el contexto del 17 de mayo, con la finalidad de dialogar acerca de los Derechos Educativos de las personas estudiantes.

El evento forma parte de un ciclo de actividades que se realizan desde el 17 y hasta el 24 de mayo, organizadas por el Instituto de Estudios de Género (IEG), el Centro de Investigación en Cultura y Desarrollo (CICDE) y la carrera Administración Educativa de la Escuela de Ciencias de las Educación (ECE).

En esta oportunidad se contó con la presencia de Luis Calderón Retana del Departamento de Vida y Salud de la Dirección de Vida Estudiantil del Ministerio de Educación Pública (MEP), Heidy Valencia Espinosa docente del MEP y activista y Manine Srends del Grupo de Apoyo a familiares y amig@s de la diversidad sexual de Costa Rica (GAFADI). Asimismo, por parte de la UNED, acudió a la cita Maricruz Corrales Mora vicerrectora Académica y Olman Bolaños Ortiz encargado de la carrera de Administración Educativa de la ECE y moderador del conversatorio.

Al respecto, Corrales Mora afirmó: “ este espacio tiene el objetivo de generar conciencia acerca del respeto de los Derechos Humanos y Educativos, repensando el rol de la educación. Debemos aprender a convivir respetando a todos los seres humanos como iguales en deberes y derechos”.

“Desde que se introdujo el término de homofobia en 1970, generaba una respuesta negativa, represora o de miedo. Algunos estudios han demostrado que opera en varios niveles: personal, interpersonal, institucional, cultural y moral, que se conectan unos con otros. Como académicos debemos realizar acciones que permitan el pleno desarrollo educativo, de forma inclusiva de las personas estudiantes para su pleno desarrollo”, acotó la vicerrectora Académica.

Luis Calderon Retana mencionó que el trabajo en prevención con las personas LGTBIQ+, toma fuerza con el pronunciamiento de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), dando cabida a que el MEP haga una declaratoria sobre el Espacio libre de discriminación, por orientación sexual y se realiza un protocolo para aplicarlo en las instituciones educativas.

“Desde hace 4 o 5 años se vienen realizando talleres de sensibilización sobre el tema, para con ello abrir espacios para el diálogo, y la empatía, para acercar a la realidad de las personas estudiantes y docentes. También se realiza un trabajo orientado a la atención de situaciones particulares de los estudiantes, cuando hay resistencia de las familias y otros sectores, o porque hay un desconocimiento de la forma de intervenir en este tema. Queremos que los centros educativos se conviertan en espacios seguros, donde la población LGTBQ+ pueda desarrollarse de la mejor forma”, indicó Calderón Retana.

La activista feminista integrante del Nuevo Partido Socialista (NPS) y docente de secundaria Heidy Valencia Espinosa inició su disertación afirmando: “El sistema educativo es un reflejo de la sociedad y también de las luchas sociales.  A partir del 2008 se establece el 17 de mayo como el día Nacional contra la Homofobia. En el 2015 se declara el MEP, como una institución libre de discriminación por orientación sexual e identidad de género, un logro muy valioso".

Valencia Espinosa comentó acerca de los avances que ha realizado el MEP a favor de la población estudiantil, en torno a diferentes documentos como el Protocolo de atención del bullying por LGTB, y el Manual de buenas prácticas para la no discriminación de personas menores de edad en el sistema educativo.

Además, la docente indicó la importancia de: “promover y utilizar el lenguaje inclusivo, trabajar el tema en el espacio de aula, la sensibilización del docente,  respeto por la escogencia del nombre con que se identifica la persona estudiante entre otros. Acciones a corto y largo plazo: impedir la expulsión y violencia de personas menores de edad LGBT. Evitar la minimización de los actos discriminatorios y de violencia que sufren a diario estudiantes. Combatir la discriminación por razones de orientación sexual o identidad de género”.

El turno le correspondió a Manine Arends, quien se describió como activista a favor de los Derechos Humanos, feminista, madre y esposa que desde el 2019 pertenece a AFADIS, organización que actualmente la forman 80 familias.

Arendas quien es madre de un joven trans adolescente de 15 años, durante su intervención contó la historia de su hijo. “Quiero contarles la experiencia con mi hijo, así como la transformación,  aceptación y apoyo que ha tenido desde la familia. También quiero contarle acerca de sus vivencias en el colegio”.

La participación  de Arends permitió conocer su historia personal y familiar, así como su participación en diferentes organizaciones, con la finalidad de que otras personas puedan conocer las vicisitudes que ha tenido que afrontar.

Finalmente, el espacio permitió ser un punto de encuentro que condujo a una reflexión en torno al tema LGTBIQ+, y la importancia de la educación  inclusiva como valor universal.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.